Inicio - Tu Inmobiliaria - Audioteca - Laboratorio - Nosotros - Contacto - Videos - Testimonios - Leer más - Libro   

 

"FRANCIS DRAKE REAL ESTATE"

Si es Usted propietario, y desea saber la razón por la cual le tiene cierta aversión a los corredores, al pago de comisiones, o dar la exclusiva...entonces revise la idea que a continuación le presentamos.

Si eres corredor y te ha sucedido que el propietario te cuelgue el teléfono, o te haya cerrado la puerta en las narices, también te invito a que cheques cuidadosamente esta editorial.

Había una vez un individuo, que para este relato le pondremos por nombre Francisco...bueno, mejor Pancho... (Mil disculpas de antemano a todos los Franciscos a los que hoy me permito utilizar su nombre sin pago de regalías...).

Pancho trabajaba en una empresa ganando un sueldo razonable que le permitía vivir aceptablemente. Sin embargo esta empresa por recorte de personal, lo despidió, y fue puesto sin piedad "de patitas en la calle", y aunque su indemnización le duró tres o cuatro meses, llegó el punto en que por su edad (más de 40 años) ya nadie quería darle trabajo.

Desesperado y platicando con una tía, salió a colación el tema de que ella quería vender su casa.

Con aires de gran experiencia, Pancho le preguntó a su tía que cuanto quería por su casa, quien a su vez le respondió que $2,000,000 de pesos.

En cuestión de tres segundos Pancho multiplicó mentalmente 2 millones por 5% , dando por resultado $100,000, que dividido entre los $15,000 que él ganaba después de retenciones, resultaba en poco mas de 6 meses de sueldo.

Para sus adentros calculó que el podría venderla en 2 o 3 meses y repetir la faena en los siguientes 2 o 3 meses también.

Pasados los 3 segundos de cálculo matemático, le propuso a su tía que podría encargarse de la venta de su casa, en virtud de que se acababa de iniciar en el negocio de los Bienes Raíces.

La Tía María quien creía ciegamente en su sobrino, le dijo que ella estaría encantada de darle la encomienda, y mas sabiendo que recientemente había perdido su empleo.

Pancho fue al día siguiente a un changarro de la esquina de su casa en donde elaboraban rótulos y mantas, para encomendarles el letrero de "SE VENDE CASA, TEL: 55-55-55-55 FRANCIS BIENES RAÍCES".

La idea de Francis, digo... de Pancho, no es tan mala, pues intuye e incluye el malinchismo de la gente..."Francis..." se oye muy "agringado"...!

El teléfono empezó a sonar, y la "chacha" (Hoy flamante secretaria de Francis Bienes Raíces) empezó a tomar las llamadas.

Pancho se arranca haciendo sus pininos, y al devolver las llamadas y tener que dar información de la casa, se da cuenta de una serie de temas que ignora, como usos de suelo, impuestos, gastos notariales, gravámenes, herencias, etc. etc. etc. y no baja de hacer el peor de los ridículos.

Uno de los posibles compradores al darse cuenta de la terrible improvisación de Pancho, decide "saltarlo" y dirigirse directamente con la Tía María... la dueña de la casa.

Este comprador le narra a la Tía, lo ocurrido con Francis Bienes Raíces, y para no hacer este cuento mas largo, el sobrino se queda sin Tía, pero no por fallecimiento, si no por que ella lo manda a volar con todo y su flamante manta de "Francis Bienes Raíces".

Sin embargo Pancho no se da por vencido y tiene un momento de lucidez, decide prepararse mejor, y eventualmente "cobijarse" bajo una marca conocida de alguna franquicia existente en el mercado.

Este franquiciatario lo acoge de buena fe, lo capacita por un par de meses, y lo lanza a la guerra, como todo un experto en la materia.

Como sea, Pancho está mejor que al principio, pero sus $100,000 de comisión que le salieron "alitas" en la frustrada operación anterior, no puede quitárselos de la mente.

Empieza a pensar que en el primer momento que el se sienta seguro, tocará retirada para poderse ganar ese 100% de comisión y no el 20% por conseguir la propiedad y otro 20% por venderla.

No le gusta la idea que el dueño de la oficina nada mas por ser dueño de la empresa y franquiciatario de un marca, se quede con el 60%...

Es injusto, y solo espera la oportunidad para "volar solo".

Finalmente le sale la oportunidad de empezar a incorporar propiedades a la empresa, pero toma la decisión de meter unas si y otras "trabajarlas por su cuenta" !!!!

Usa dos tarjetas de presentación, y así como Pancho existen miles de Francis Bienes Raíces, que están preparando su "changarro" a costillas de la empresa que de buena fe, lo acogió y lo capacitó.

El mal servicio que prestan los agentes de estas inmobiliarias, no se debe a incapacidad de sus dueños, si no al perfil del vendedor que tienen, y no investigarlos un poco más en cuento a su ética profesional, pues todos estos agentes solo tienen una cosa en mente, y es independizarse a como de lugar, para ganar siempre el 100% de comisión.

Si usted como Propietario le propone a su futuro agente un 4% o 3% de comisión, ahora ya sabe quien es el tipo de agente que conseguirá para vender su casa.

Y si tu como franquiciatario, o empresa tradicional de Bienes Raíces, tienes agentes con el esquema de 20/20 sobre 4% de comisión, ten por seguro que tu inventario se desplazará con problemas graves de servicio y lentamente, pues solo servirán de trampolín para las propiedades que tus mismos vendedores tienen "por fuera"...

Si Usted como consumidor de servicios inmobiliarios de corretaje, espera que su casa sea vendida, rápidamente, en el mejor precio y por gente preparada, tenga mucho cuidado de Francis Bienes Raíces, pues en el fondo se trata del famoso pirata Francis Drake que hoy con su parche en el ojo, ya tiene su flamante "inmobiliaria", y que por poca comisión, tiene todo por arrebatar y nada que perder...

Claudio Márquez Passy

 

Derechos de autor, Marcas registradas y dominios de internet, protegidos por las leyes en la materia. Queda prohibido su uso, reproducción parcial o total, y cualquier violación, será sujeta al proceso penal correspondiente.