Inicio - Tu Inmobiliaria - Audioteca - Laboratorio - Nosotros - Contacto - Videos - Testimonios - Leer más - Libro   

 

"CONSÍGUEME A UN BUITRE"

24 de Agosto de 2015

Querido lector, no se alarme por la frase de encabezado de este artículo, y déjeme decirle que yo no la inventé sino un cliente mío de hace muchos años, a quien le dejo oficialmente el crédito de esta dramática expresión.

Resulta que era un Desarrollador muy exitoso que había comprado un terreno para realizar un condominio horizontal en una calle cerrada muy tranquila de la Col. del Valle en el Distrito Federal.

Sin embargo ya estaba en curso y en su apogeo la devaluación de 1987 y estábamos a principios de 1988, cuando una mañana me suena el teléfono y antes de decirme buenos días me dice este Desarrollador...

-"Claudio, necesito que me consigas a un buitre urgentemente"

Yo llevaba dos años en Bienes Raíces y "estaba verde", razón por la cual no capté de inicio su idea y le contesté...

- Arqui, no entiendo que me quiere decir... ¿Me podría explicar con más detalle?

- Claudio, lo que te quiero decir es que me urge un comprador que se quede con mi terreno, pues el crédito que saqué con el banco para construir me está comiendo, no hay compradores para las casas, y la deuda me está asfixiando, por lo que prefiero que me den lo que sea, antes de que saquen a remate el terreno y yo quede fichado con el banco. Es por eso que necesito no a un comprador, sino a un Buitre que me dé lo que sea, ya sea hoy o mañana.

- Caray Arqui, lo siento mucho de verdad y créame que haré lo que está en mis manos para apoyarlo.

- Gracias Claudio y espero tus noticias.

Al colgar el teléfono se quedó en mi mente la imagen de ese Buitre encima del cadáver de un Desarrollador, y hasta la fecha no salgo de mi pasmo de la forma en que me pidió ayuda este cliente.

Increíblemente y con un terreno realmente bien ubicado e interesante, no logré conseguir a nadie en el tiempo que él requería, pero al menos creo que el Desarrollador pudo resolver y renegociar su problema en un tiempo razonable con el banco, para poder terminar su desarrollo muy lentamente, pero terminarlo como fuera. Tuvo que vender las casas muy por abajo del precio de mercado, lo que pudo atraer algo la atención de los que tenían dinero, y por lo que me platicó tiempo después, terminó con pérdidas.

No había compradores en ese momento pero sí varios buitres en el mercado...!!!

Y quizás peco de usar esta expresión nada agradable, pero mi conclusión es muy simple y va dirigida para propietarios y colegas.

Si Usted es un propietario anunciando su casa ante un escenario devaluatorio, los errores que podría cometer son los siguientes:

1) Intentar anunciar su propiedad en Dólares.

2) Dejar o eventualmente aumentar el precio en pesos, "dizque" para cubrirse.

3) Dejar su casa en el mercado con la frase... "Si no me pagan lo que pido, no vendo"

Y si eres inmobiliario los errores que podrías cometer son los siguientes:

1) Por instrucciones del propietario, anunciar la casa en dólares.

2) Por instrucciones del propietario aumentar el precio en pesos.

3) No platicar con el propietario para hacerle ver que la situación está en su contra.

En pocas palabras y como conclusión, puedo sugerir lo siguiente:

Cuando hay un escenario devaluatorio, el mercado que era dominado por propietarios, cambia en pocos días y es dominado por compradores. Es la ley de oferta y demanda, y ni dueños, ni inmobiliarios, podrán hacer nada al respecto que no sea entenderlo si es que quieren seguir en el mercado.

Los compradores van a escasear y habrá que cuidar a los pocos que lleguen, pues el reto es que vendrán sabiéndose los reyes del mercado. Muchos otros se irán invertir en metales, divisas y cuantas otras oportunidades les ponga el mercado enfrente.

Si no tiene prisa en vender, mejor retire su casa del mercado, para ayudar a estabilizar las condiciones del mismo, y no la deje anunciada aparentando más oferta de la que en realidad hay.

Por todo lo anterior, sea consciente y no solo evite "dolarizar" el precio en que la ofrece, muchos menos le aumente el mismo, pues si pasa el tiempo, en vez de haber vendido su casa rápido y en razonables condiciones, quizás por su capricho de esperar peleando en el mercado un precio de fantasía, deba negociar no con un comprador, sino con un Buitre.

Claudio Márquez Passy

 

 

Derechos de autor, Marcas registradas y dominios de internet, protegidos por las leyes en la materia. Queda prohibido su uso, reproducción parcial o total, y cualquier violación, será sujeta al proceso penal correspondiente.